CIE Automotive es uno de los principales fabricantes de componentes de automoción a nivel mundial.

Pese a las bajadas de este último mes de Diciembre y comienzos de nuevo año, sigue siendo un valor a vigilar para entrar en las próximas semanas.

A nivel fundamental, sus últimos resultados abalan la estrategia a entrar en el valor. Su beneficio en septiembre fue de un 31,3 por ciento interanual hasta los 60 millones de euros, por encima del aumento del 20 por ciento a junio. La estrategia marcada por el grupo, está proyectada a duplicar las ventas para el 2017 hasta alcanzar los 3.000 millones de euros.

Toda esta mejora está directamente relacionada con la diversificación geográfica (apoyada por su reciente alianza con el grupo indio Mahindra), la bajada del petróleo y el incremento de la venta de vehículos. Además de esto, el grupo está haciendo un gran esfuerzo en diversificar su negocio a otros sectores, para ello, cuenta con el impulso de la empresa Dominion (con más de 5.500 profesionales y presencia en más de 20 países, con 7 Centros de Ingeniería.). CIE Automotive es su accionista mayoritario.

Cie automotive

A nivel técnico, como se puede ver representado en el gráfico, el valor avanzó por un canal muy alcista durante prácticamente todo el año, desde Marzo hasta mitad de Septiembre, donde toco techo en los 12,176€. Después de una previsible corrección, el valor volvió a retomar la senda alcista, pero se ha visto arrastrada por el último mes y medio del ibex.

Como se puede ver en gráfico a mediados de diciembre la media móvil de 50 sesiones  corta con la de 100, volviendo a colocarse por encima, como en el antiguo tramo del canal alcista. Esto nos puede indicar el cambio de tendencia, al igual que el corte en la parte baja de la  banda bollinger como se ve justo en el día de hoy.

El gráfico deja una resistencia en los 11,94 y es aconsejable a medio y corto plazo rebasarla para poder subirse al carro de las ganancias.